Mercado

Mejora el programa de filtros antipartículas diésel para el mercado del recambio de Walker

La normativa Euro 5, en vigor desde 2009, obliga a los constructores de vehículos a montar un filtro antipartículas en los sistemas de escape de los coches diésel, con el fin de eliminar los gases más nocivos que emiten este tipo de motores.

Redacción Autopos

DPFEL DPF o FPA (según sus siglas en inglés o francés) es un filtro que elimina las partículas diésel o el hollín de los gases de escape de los motores a gasóleo. Los primeros DPF Walker se instalaron en el año 2000 en vehículos del grupo PSA Peugeot Citroën. Ahora, que según Tenneco ya son alrededor de diez millones los automóviles con filtro antipartículas diésel que circulan por todo el mundo, el fabricante mejora el producto DPF Walker para el mercado del recambio con un programa específico que añade a la completa gama “DPF Walker original” toda la formación e información técnica necesaria para que los talleres multimarca mantengan y reparen los componentes del sistema de escape de vehículos Fiat, Lancia, Citroën y Peugeot.

La gama de filtros antipartículas diésel Walker ha sido desarrollada con la misma tecnología que la del primer equipo: “Son filtros de regeneración activa con una eficiencia del 95% o superior”, destaca Tenneco. Además, para el correcto funcionamiento de este tipo de filtros hace falta el vertido un aditivo específico, que Walker ha desarrollado y suministrará también en el mercado de posventa: “El sistema Eolys de Rhodia permite quemar partículas de forma completa, rápida y regular a una temperatura de encendido inferior sin comprometer la integridad del filtro a largo plazo”, señala el fabricante.

Los programas de formación (4T) y diagnóstico (4G) están ya disponibles para los profesionales del taller: “Solucionarán muchos de sus problemas a la hora de reparar o realizar el mantenimiento un sistema de escape”, señalan desde Tenneco.

En el verano de 2006 Tenneco anunció la comercialización del filtro antipartículas diésel en el mercado del recambio europeo. El DPF Walker incorporaba un innovador filtro de espuma ligero recubierto de metales preciosos, que combina el catalizador y DPF en una unidad. Esto permitía a los talleres sustituir de forma rápida y sencilla el catalizador con el DPF incluido, sin tener que añadir peso y sin tener que alterar el perfil NVH (ruidos, vibraciones y dureza) de todo el vehículo, según destacaba el fabricante.

Comentarios:

  1. 06/11/2010 11:34Antonio

    Tengo un Ford Focus 1.6 109CV y lleva DPF. ¿Cómo se puede comprar el aditivo? ¿cuánto vale? y ¿por dónde se reposta?

Introduce tu comentario: