En clave empresarial

Liqui Moly mola

Liqui Moly se estrena este año como MVP, los Más Valiosos Partners, de Autopos. Tras la conversación y posterior entrevista con Matthias Bleicher, director general de Liqui Moly Iberia, que sacamos en el último número de nuestra revista, resultaba inevitable dedicarle también un espacio online para destacar aquellos valores que hacen que Liqui Moly mole.

Redacción Autopos

“Protegemos mucho el beneficio de nuestro cliente, por eso nuestro juego nunca será el del precio. Somos una empresa de calidad reconocida, con mil soluciones, que no necesita reducir el precio de sus productos para obtener un mejor argumento de venta”, así define Matthias Bleicher, director general de Liqui Moly Iberia, el ‘savoir faire’ (saber hacer) y uno de los principales valores que diferencian a Liqui Moly de su competencia. El otro, es que “no son una petrolera”, el 80% del negocio de Liqui Moly es el de aftermarket del automóvil, apostando 100% por el canal de la distribución para llegar a su cliente, al que cuidan y mucho.

Y es que si por algo se caracteriza la compañía alemana es por poner todos sus recursos a disposición de su cliente, ofreciendo soluciones a los problemas que puedan surgir en el mercado aportando valor añadido. “Es lo que te da prestigio”, dice Bleicher: “El resto viene solo”. Y es que con una gama con más de 4.000 productos, Liqui Moly cuenta con soluciones para adaptarse a cualquier necesidad que pueda platearse.  “Contamos con muchos recursos para hacer ganar dinero al profesional: nuestra ‘money making machine’ (máquina de hacer dinero) está al servicio de nuestros clientes, analizamos su potencial y les ayudamos a alcanzarlo poniendo a su servicio todas nuestras herramientas: márketing, servicio técnico, personal propio…Nuestra misión no acaba con el pedido, termina cuando el producto está en el mercado”.

Quieren llegar a todo el mercado, pero no a cualquier precio

Cuando el año pasado crearon Liqui Moly Iberia empezaron a negociar con actores importantes: “el objetivo es  trabajar con las empresas de mayor prestigio, queremos llegar a todo el mercado, que cualquier taller que quiera pueda comprar Liqui Moly, así que no nos casaremos con dos o tres actores, tenemos acuerdos internacionales con Temot, Nexus, AD, Groupauto…y la idea es desarrollar esos acuerdos con sus socios locales”, explica el director general de Liqui Moly Iberia. Pero cuando el precio no es un argumento de venta de peso, no puede valer cualquiera. “No todos encajan en nuestra filosofía. En Liqui Moly estamos convencidos de que nuestro juego nunca será el precio, que protegiendo nuestra rentabilidad protegemos al de nuestros clientes”.

 “En España, seremos líderes en aditivos en cinco años”

Y se han marcado un ambicioso objetivo: están seguros de que en un máximo de cinco años serán líderes “indiscutibles” en España en aditivos, y en aceites podrán rondar una cuota del 5%. Plan para el que trabajan ‘atacando’ a la parte alta y la baja de la cadena: llegando a acuerdos con la distribución, ayudándoles a vender sus productos, e impulsando las ventas al mismo tiempo mediante la formación comercial en los talleres.

 

Introduce tu comentario: