Noticias

En 2030 se producirán un 70% menos coches en Europa

El Informe Global sobre Automoción que cada año elabora KPMG señala la necesidad de los constructores de automóviles de crear nuevas alianzas para poder competir en un escenario en el que las empresas tecnológicas cobran cada vez más protagonismo, en el que se producirá una importante reducción de la producción de vehículos y la desaparición de entre un 30 y un 50% de los concesionarios. Además la gestión de los datos generados por los vehículos sentará las bases del futuro del modelo de negocio del sector.

Redacción Autopos

kpmg-coches-eropaSe producirán menos coches, las nuevas tecnologías jugarán un papel clave en este proceso, cambiará “radicalmente” la manera en la que se comercializan los vehículos y la gestión de los datos generados por los mismos sentarán las bases del nuevo modelo de negocio. Las encuestas realizadas a mil ejecutivos de los sectores del automóvil y la tecnología, además de cerca de 2.000 consumidores entrevistados a escala global en 43 países, para la elaboración del decimonoveno Informe Global sobre Automoción de KPMG señalan los aspectos fundamentales que marcarán el futuro de la automoción.

Por un lado, dicho informe, y tal y como recoge elconfidencial.com, advierte que el porcentaje de vehículos fabricados en Europa Occidental caerá de manera significativa. Las tres cuartas partes de los ejecutivos (el 74%) prevén que el porcentaje de automóviles fabricados (actualmente, el 16%) caiga por debajo del 5% de aquí a 2030, debido, en gran parte, dice el informe, a la irrupción de China, que ya no está solo centrada “en el crecimiento del volumen, sino que está superando a los mercados maduros gracias al lanzamiento de innovadores modelos de negocio”.

Asimismo, destacan la urgente necesidad de los constructores de vehículos para formar nuevas alianzas con el fin de competir con las grandes compañías tecnológicas como Google, Apple o Microsof en un nuevo escenario en el que los datos generados por los vehículos tendrán un valor clave. De hecho, más del 80% de los ejecutivos encuestados está convencido de que el uso de los datos extraídos de los vehículos y de los conductores será la base del futuro modelo de negocio del sector, implicando redefinir el concepto de equipamiento de serie: según el 85% de los ejecutivos, y también para tres de cada cuatro clientes, la seguridad cibernética y de los datos será una condición indispensable para adquirir un coche en el futuro.

“En conjunto, los cincuenta grandes fabricantes de automóviles representan un 20% de la capitalización bursátil de las quince mayores empresas tecnológicas. En 2010 suponían un 40%”, explica Francisco Roger, socio responsable de automoción de KPMG en España. “Esto demuestra que las empresas digitales están jugando en una liga financiera totalmente diferente. Sobre todo en el caso de los fabricantes generalistas, no existe más alternativa que las colaboraciones si no quieren perder la batalla por la supervivencia frente a los gigantes tecnológicos”.

Pero no solo, KPMG señala que para el 50 % de los encuestados la conectividad y la digitalización también serán claves, así como la movilidad eléctrica (49 %) e híbrida (47 %). En esta línea, Roger asegura que pese a que no se para de hablar de “la revolución de los vehículos eléctricos, estos no serán los únicos que circularán en el futuro. En un horizonte a corto/medio plazo, seguirán coexistiendo diferentes modelos de motopropulsión”.

Cambios también en la comercialización de los vehículos…

Otro de los aspectos que el informe de KPMG destaca es el cambio radical de la comercialización de los coches. Más de la mitad de los ejecutivos encuestados (el 56%) prevé que el número de concesionarios de vehículos se reduzca entre un 30 y un 50% de cara al año 2025. “Casi el 80% de los ejecutivos está convencido de que la única alternativa que tienen los concesionarios para sobrevivir es convertirse en centros de servicio o de vehículos de segunda mano”, concluye el socio responsable de automoción de KPMG en España.

Comentarios:

  1. 09/01/2018 08:23Josep Mª Freixes

    En esta ocasión a KPMG se le ha ido la olla.
    Las previsiones hay que hacerlas con datos objetivos y nunca con una bola de cristal como es el caso.

  2. 11/01/2018 18:59LuisMi

    Siendo objetivos hay que analizar correctamente los datos: En primer lugar es posible que 2030 se fabriquen un 70% menos de coches en las ubicaciones europeas que ahora mismo se fabrican, es una tendencia al alza que cada vez más producción se esta desplazando hasta
    Europa del este donde los costes son más reducidos, a ello hay que añadir que probablemente en 2030 la mano de obra va a ser mucho menos intensiva en la fabricación de los vehículos debido a la llegada del vehículo eléctrico que necesita menos manos de obra. Al fin, los fabricantes están buscando una manera de abaratar costes que no es otra cosa que lo que ya hicieran cuando trasladaron producción desde Alemania o Francia a España. Más de lo mismo.

    Un saludo

    Argüelles Automóviles
    Coches segunda mano en Madrid

Introduce tu comentario: